Etiqueta - samsung

Cómo liberar el móvil Samsung Galaxy S4 gratis

Desde hace unos días, y como comenté en mi Twitter, soy el feliz poseedor de un Samsung Galaxy S4. Este terminal viene a sustituir a mi anterior Galaxy Note 2, el cual me tenía a un nivel de satisfacción que yo creía imposible de superar (incluso a pesar de sus únicos hándicaps: tamaño y peso). Hoy no voy a hablaros sobre el S4 en sí, ya que tengo pensado hacer una review personal más pronto que tarde… Hoy os traigo un tutorial que os va permitir, en muchos casos (parece ser que no en todos por ahora) liberar gratis el Samsung Galaxy S4 y además de una manera de lo más sencilla (no hay que usar ni cables, ni programas externos: todo se hace desde el mismo terminal).

Aprovecho para comentar que aquellos que hayan conseguido este terminal a través de la operadora Yoigo, aunque en principio puede pensarse que el móvil viene libre ya que no lleva ninguna personalización externa o a nivel de software, parece ser que sí está bloqueado para que admita sólo las SIMs de esta compañía.

Según las experiencias leídas, hay gente que puede liberarlo sin problemas (en especial los que lo consiguieron en Orange) y otros reportan que aunque hacen todos los pasos de manera exitosa, al poner la SIM de otro operador sigue bloqueado. Os rogaría que si probáis el método nos indiquéis los resultados en los comentarios, indicando la versión de firmware que tenéis (Ajustes—>Más—>Acerca del dispositivo—>Versión de banda base) y la operadora que os regalado/subvencionado el móvil.

Empecemos pues con las instrucciones:

Iremos al marcador telefónico y marcaremos la siguiente secuencia: *#0011#:

Samsung Galaxy S4 liberar gratis 1

Veremos la siguiente pantalla (la información que os aparezca puede ser diferente):

2013-05-15 02.46.04

Como veréis, el mensaje de abajo nos dice que usemos la tecla de menú (que es el botón que está a la izquierda del botón Home de nuestro móvil). Pulsaremos dicha tecla y veremos lo siguiente:

Leer más

Samsung Galaxy S3: el Gorilla Glass y la madre que lo… fabricó

Uno de los factores que desde hace tiempo condiciona la compra de mis móviles es la presencia o no del Gorilla Glass. Después de tener varios terminales que han incorporado esta tecnología, se ha convertido en una de esas cosas que una vez pruebas ya no puedes estar sin ella. Primero, y esta es su característica principal, por su extrema dureza y resistencia a golpes y arañazos (comprobado fehacientemente por un servidor); segundo, y en esto no puedo ser certero ya que es una intuición, creo que es mucho más reacio a capturar nuestras huellas digitales (se da la casualidad de que los dispositivos que lo llevan son los más “limpios” que he tenido).

Mi terminal actual es un Samsung Galaxy S3, el cual incorpora esta protección de la marca Corning. En la red se pueden ver vídeos como este en el que se hace gala de sus propiedades:

Y claro, como comentaba antes, aquí un servidor le ha dado algún buen meneo que otro a móviles con Gorilla Glass, o los ha llevado en conjunción de elementos no recomendables como llaves, y ha comprobado su efectividad. Y también un servidor estaba de lo más tranquilo y contento pensando que la pantalla de su S3 es prácticamente indestructible.

Hasta que después de una caída de lo más tonta, ocurre lo siguiente:

Leer más

Tutorial: cómo hacer root al Samsung Galaxy S3 (i9300)

Galaxy S3 Samsung cómo hacer root Una de las novedades en mi vida "tecnológica" ha sido la adquisición de un Samsung Galaxy S3 azul, jubilando a mi querido compañero de batallas S2. Sólo comentaré, por el momento (por si me da por hacer un post al respecto), que estoy contentísimo con la adquisición. No estaba seguro de que fuera así porque el S2 era un gran móvil, pero ahora que llevo casi un mes con él puedo asegurarlo: en mi caso ha sido todo un acierto.

Hablando con mi estimado @ZeRoTe en Twitter hace escasos momentos, hemos tenido una conversación al respecto a la instalación de una ROM nueva de Samsung (no disponible en España) en este terminal y he pensado que sería interesante un post sobre ello. El primer paso es hacer root, es decir, adquirir permisos de superusuario, así que a este vamos a dedicar esta primera entrada a estos menesteres.

Antes de nada, debo avisar de que todo proceso de flasheo fuera de las herramientas públicas de Samsung puede dar lugar a desajustes que impidan el uso normal del teléfono y a pérdidas de garantía. La experiencia propia y ajena nos indica que romper un Samsung por esto es extremadamente difícil (ya he perdido la cuenta de cuántas veces pude hacerlo en el S2) y, en el tema de la garantía, siempre se puede volver a dejar el móvil como venía de fábrica antes de llevarlo al servicio técnico. Aún así, queda en vuestras manos la decisión y no me hago responsable,  bla bla bla.

Bien, vamos al meollo. Lo primero que nos hace falta es tener instalado el programa oficial de Samsung para la gestión y control del Galaxy S3, este programa se llama Samsung Kies y podéis bajarlo aquí. Es MUY IMPORTANTE saber que durante el proceso de flasheo el Kies NO DEBE ESTAR RESIDENTE de ninguna forma, por lo que si os aparece el icono del mismo al lado del reloj de Windows (abajo a la derecha) le hacéis clic con el botón derecho del ratón y elegís "Salir" o "Terminar". En mi caso, uso un programa de control de aplicaciones y servicios que arrancan con Windows y elimino todas las entradas de Kies para que NUNCA arranque nada del mismo al iniciar el sistema operativo, ya que lo único que vamos a necesitar de él son los drivers que instala y si lo queremos ejecutar siempre podemos hacerlo manualmente.

Después nos harán falta 2 cosas más: el programa Odin para PC, y también el archivo que vamos a meter en el móvil para que se produzca el rooteo (Kernel CF-Root v6.4 – SuperSU+CWM+CWMManager para Galaxy S3). Os he preparado un pack propio donde tenéis los dos, sólo tenéis que bajarlo haciendo clic aquí y descomprimirlo (la contraseña es "inforadictos.com" sin las comillas). También os recomiendo que echéis un vistazo al foro de XDA para descargaros la última versión del Kernel que haya (en el momento de escribir estas líneas, el último es el que os he incluido en el pack).

Con el móvil desconectado del PC, seguimos estos pasos:

– Ejecutamos el archivo Odin3 1.85.exe y nos aseguramos que la casilla Re-partition NO esté marcada.

– Pulsaremos el botón PDA y con el explorador de archivos buscaremos y seleccionaremos el Kernel modificado (CF-Root-SGS3-v6.4.tar o más nuevo si lo hay en el foro de XDA).

– Ponemos nuestro Galaxy S3 en Modo Download, para ello lo apagaremos y lo volveremos a arrancar apretando uno detrás de otro (sin soltarlos) los siguientes botones: tecla de bajar volumen+botón Home (el grande que está debajo de la pantalla)+botón de arranque (en el lateral). Veréis entonces que os aparece una pantalla con un precioso "Warning!!", momento en el que conectaremos el cable USB al S3 y posteriormente pulsaremos el botón de subir volumen.

– Si todo va bien, veremos que la casilla ID:COM se pone de color amarillo, como podemos ver en esta imagen:

 Odin Samsung Galaxy S3 root

– El siguiente paso es darle al botón START en Odin y esperar a que acabe el proceso, momento en el cual veremos que la casilla ID:COM se pone de color verde con la palabra PASS. El móvil reiniciará una o varias veces, así que paciencia.

Listo!!!! Ya tenemos nuestro Samsung Galaxy S3 rooteado y preparado para instalar aplicaciones que requieran esta característica y, lo más importante, para poner ROMs personalizadas (también conocidas como "cocinadas") u originales de Samsung que por algún motivo no hayan salido en nuestro país (caso por desgracia bastante frecuente, como veremos en un próximo post).

Para acceder al Modo Recovery, en caso de que nos hiciera falta para cualquier cosa (como resetear las estadísticas de la batería), lo haríamos arrancando el móvil teniendo pulsados los botones de: subir volumen+Home+Encendido.

Mi nuevo juguetito: Samsung Galaxy S2. Yoigo y su lista negra.

Como todos los que me seguís en Twitter ya sabéis muy bien por la tabarra que he estado dando, desde hace un par de días soy el feliz poseedor de un Samsung Galaxy S2, que viene a sustituir a mi anterior HTC Desire, el cual tiene el mérito de ser uno de los móviles que más me ha durado (quizá el que más).

Desde que empecé a leer sobre este terminal sabía que tenía que ser mío, y eso que no le tenía mucha fe a los móviles Samsung por experiencias pasadas. Al final, después de más tiempo del que pensaba que pasaría, ya está entre mis manos.

Samsung Galaxy S2

Después de muchos cálculos y de darle muchas vueltas, la opción era la siguiente:

– Mi número principal durante estos últimos años no puedo sacarlo de Orange, pues tengo un contrato básico pata negra (de los que quitaron al poco de sacarlos hace un par de años) con el cual tengo un 50% de descuento sobre el total de la factura. Eso sí, no puedo coger ningún terminal por puntos ni cambiar de plan. Esta tarifa, teniendo en cuenta que estamos hablando de Orange y no de una OMV, es buenísima y si hiciera un cambio en esa línea la perdería para siempre. Así que nada, ese número se queda donde está, inamovible, por lo que pueda pasar.

– Tengo un número Gold que compré hace ya algún tiempo y que está olvidado en un cajón, en modalidad contrato con cuidado para que no caduque. El número tiene esta estructura: 6XY XXX YYY. Vamos, por ejemplo podría ser 689 888 999. Personalmente, me encanta.

Teniendo en cuenta estas bases, la idea era hacer una portabilidad con el número Gold a Yoigo a través de The Phone House ya que aplicando ciertos descuentos (como por ejemplo entregar un móvil viejo) me salía por 72 euros, eso sí firmando una permanencia de 24 meses con la tarifa del 4. Una vez hecho esto el número Gold pasaría a ser mi número principal, que ya tenía ganas de poder usarlo. Mi línea anterior la dejaría con el consumo mínimo mensual de 7,5 euros mas IVA, haciendo un desvío al número gold y la usaría de vez en cuando para llamadas esporádicas si me sobraran minutos.

Muy bonito, ¿verdad? Pues bien, al final (y con mucha sorpresa por mi parte) no ha podido ser:

Leer más

Fabricantes de pantallas LCD pactan precios de manera ilegal

Esta noticia es un tanto antigua, pero era uno de los temas que quería tocar en el blog. Según parece, varios de los fabricantes más importantes de pantallas LCD a nivel mundial (incluyendo a LG, Samsung y HannStar) estaban pactando desde 2006 los precios mínimos que sus paneles LCD debían tener. Pero no sólo eso, sino que además se ponían de acuerdo en rangos de precios y se informaban de los planes de futuro y condiciones de sus instalaciones. Vamos, que más que competidores parecían una familia bien avenida.

pantallalcdEl colmo ya es conocer el hecho de que los directivos de estas empresas se reunieron al menos 60 veces en hoteles de Taiwán, más o menos una vez al mes. Incluso le pusieron nombre a esos encuentros: “reuniones del cristal”. En otras palabras, que la cosa estaba arraigada y no fue algo puntual. Tenían montado un buen chiringuito basado en “yo no te los toco a ti, tú tampoco me los tocas a mí”.

Pero como en todos los grupos, siempre existe la oveja negra, el traidor, el chivato. Por lo visto a Samsung le entró un ataque de culpabilidad (desde mi punto de vista, esto se traduce en que por algún motivo se enteraron de que iban a ser investigados por ello y decidieron adelantarse: ya habían tenido otro palo anteriormente y que comentaré más adelante) y se fue con el cuento a la Unión Europea, narrando con pelos y señales lo de las reuniones “cristalinas”. Resultado: Samsung se libra de la multa por ser un niño bueno, pero al resto les cae la friolera de 649 millones de euros prorrateados por las ventas que han tenido cada uno en los últimos 4 años (por ejemplo, a LG le ha tocado apoquinar 215 “kilos”).

Leer más