Inforadictos

Etiqueta - Internet

¿Cuál es la forma más segura de estar en Internet?

No pretendía hacer un artículo sobre este tema, pero al final me he picado yo solo y necesito calmar mi ansia escribiendo, aunque solo sea un poquito. Quiero que me digas si te sientes seguro ahora mismo, ahí sentado en la silla frente al monitor, pero quiero que me digas la verdad, que realmente me cuentes si crees que sería posible que ahora mismo, alguien sentado en otra silla, desde otra ciudad, pudiera estar ojeando tus carpetas compartidas, tus datos bancarios, etc. sin que te dieras cuenta, ¿Crees que cabría esa posibilidad?

internet seguro

Vamos a tratar este tema, delicado sí, aclarado no. Más que nada porque no se trata de poner en jaque a los antivirus, pues sin ellos estaríamos completamente perdidos, sino de conocer el verdadero potencial de aquellos que realmente saben lo que es capaz de llegar a hacerse a través de un simple cable, de poder asomarnos con mucho cuidado a ese mundo y contemplar las ventanas que siempre quedan abiertas, esos recovecos que muchos desconocen y que nada tienen que ver con lo que hasta el día de hoy sabíamos.

Parece que me haya ayudado Iker Jiménez a hacer la entradilla, pero no es ninguna exageración, es la pura realidad, una realidad que se repite cada vez que accedemos a la red, se trata de un riesgo, de una exposición inevitable. ¿Quién está detrás de todo esto?, ¿Conspiraciones?, ¿Intereses?, ¿Negocios? Son términos que siempre se han asociado a Internet, y que cada X tiempo cogen más fuerza con motivo de las nuevas noticias que se van filtrando sobre acciones dudosas por parte de grandes corporaciones sobre la sociedad.

El cifrado de tus datos

Digamos que entramos en una nueva plataforma donde podemos crear una cuenta y “contratar u obtener gratuitamente” un pedacito de la nube para almacenar todos los documentos que deseamos. Supongamos que esa nueva plataforma se llama DropBag, por no poner una real, y que nos garantiza que nuestros datos están completamente seguros y cifrados, lo que asegura que si algún osado se hiciera con la información, necesitaría la clave de descifrado para poder acceder realmente al contenido sustraído.

Leer más

¿Hasta qué punto dependemos de Internet?

Se habla mucho de él pero nunca nos paramos a pensar hasta qué punto tienen razón aquellos que afirman que hoy en día vivimos dependiendo de Internet. Hace poco traté un punto relacionado con el poder que éste ejerce sobre nosotros, hablé de las consecuencias que tendría un apagón generalizado. Hoy vengo con una especie de segunda parte, no para seguir exponiendo los problemas que generaría su desaparición, pero sí para tratar aquellos que puede llegar a ocasionarnos un uso extremo.

adiccionainternet

Ahora mismo lees este artículo, pero ¿Qué tienes pensado hacer después? ¿Te levantarás de la silla y saldrás a hacer footing, trabajar, tomar un café con alguien o pasarás directamente a comprobar tu estado en Facebook? No soy adivino ni pretendo aspirar a serlo, pero estoy convencido de que muchos optaréis por realizar la última sugerencia.

Dependencia con las redes sociales

A veces realizamos bucles infinitos donde pasamos horas y horas sin darnos cuenta, pasamos de un perfil social a un periódico, leemos una noticia y volvemos al muro para actualizarlo, después vemos en Facebook que Marca ha publicado un enlace de esos que tanto (dis)gustan: “Messi dice que le gustan las nubes “blancas”, entonces vamos corriendo a leer la noticia porque nos llama el morbo (Lo mismo sucede con moda, tecnología, corazón o cualquier otra temática), luego volvemos a Facebook y hacemos 56 me gustas seguidos en las fotos de Josefina, que se ha ido a Múnich a ver a Juan Luis, su primo. Y así, entre pitos y flautas, nos sentamos a las 10 y salimos a las 12-13 de la tarde.

Leer más

¿Qué pasaría si cayera la red de redes?

Amanece y los primeros rayos de Sol entran por los márgenes de la ventana, tus ojos se entreabren y lo primero que haces es coger el teléfono de la mesita de noche para ver todos los correos y notificaciones que has recibido durante las últimas horas, te encuentras con que el móvil está sin servicio, que se ha quedado sin señal y como era de esperar, la barra superior de notificaciones está completamente vacía. No le das importancia, te levantas y vas al aseo. Sin embargo, estando en la ducha te das cuenta de que la conexión de datos del móvil puede que esté fuera de servicio, ¿Pero qué ocurre con la señal de Wifi? Se supone que debería sustituir esa conexión automáticamente.

clip_image002

Vuelves a la habitación y observas nuevamente el terminal, ves como la conexión inalámbrica tampoco aparece activa por ningún lado, por lo que no te queda otra que encender el ordenador. Ejecutas el navegador y te encuentras con el ya conocido mensaje de: “Error en la conexión”.

En el trabajo están todos inquietos

Sorprendido del suceso y sin posibilidad de consultar el correo ni el planning de tu agenda virtual, terminas de vestirte y te marchas al trabajo maldiciendo a las compañías telefónicas. En el autobús te das cuenta de que no hay otro tema de conversación que la caída de Internet, por una parte te reconforta saber que no eres el único gafe del planeta, pero por otra empieza a crecer en ti esa sensación de curiosidad e intriga por saber qué está pasando.

Leer más

Aunque parezca increible, hay veces que parece que algunas operadoras de ADSL no quieren vender

adsl Acostumbrados como estamos a que las operadoras de móviles y de ADSL nos llamen a todas horas para intentar vendernos sus servicios (cuando no directamente a estafarnos con mentiras), me han ocurrido dos casos recientes que me han sorprendido bastante.

Empecemos por el principio. En mi casa tengo una mísera ADSL de Ya.com de 3 megas, por la cual estaba pagando 20 euros al mes (sin llamadas gratis incluidas y por supuesto pagando la cuota de mantenimiento de línea a Telefónica). Hasta ahora aguantaba con ello porque el fijo no lo usamos prácticamente nada y además los usos intensivos de internet los suelo hacer en la empresa. Pero esta conformidad cambió por dos motivos:

– El primero es que después de tener 10 megas en la tienda durante unos meses, el tener 3 megas en casa se hacía comparativamente odioso.

– A un familiar le llamaron de Orange para hacerle una oferta jugosa de internet (6 megas de bajada y 640 kb de subida)+llamadas+línea a 39,95 euros al mes.

Este familiar se acogió a la oferta y yo mismo fui a instalárselo, y comprobé que funcionaba más que bien, sobre todo teniendo en cuenta que al final no eran 6 megas sino 7 los que le llegaban. Esto último fue lo que me acabó de decidir. Raudo y veloz, voy a la página de Orange, relleno todos los formularios con los datos pertinentes y finalizo el proceso. Al cabo de unos instantes, recibo un mail con una copia de todos los datos que había introducido y confirmándome que mi pedido estaba en marcha y que me irían avisando del proceso. Esto fue el día 4 de enero.

Fueron pasando los días, y no tenía ninguna noticia nueva. Como a mi familiar le tardó más o menos un mes, no le daba importancia, y me fui olvidando del tema. Pero cuando ya habían pasado casi dos meses, llamé por teléfono (un 902 para más señas, increíble que haya que pagar por consultar el estado de un alta nueva) y lo que me dijeron me dejó a cuadros:

Leer más

En defensa de los derechos fundamentales en internet

Ya sabéis que no suelo participar en estos posts de publicación masiva, pero esta vez la ocasión lo merece de sobra:

Ante la inclusión en el Anteproyecto de Ley de Economía sostenible de modificaciones legislativas que afectan al libre ejercicio de las libertades de expresión, información y el derecho de acceso a la cultura a través de Internet, los periodistas, bloggers, usuarios, profesionales y creadores de internet manifestamos nuestra firme oposición al proyecto, y declaramos que…

1.- Los derechos de autor no pueden situarse por encima de los derechos fundamentales de los ciudadanos, como el derecho a la privacidad, a la seguridad, a la presunción de inocencia, a la tutela judicial efectiva y a la libertad de expresión.

2.- La suspensión de derechos fundamentales es y debe seguir siendo competencia exclusiva del poder judicial. Ni un cierre sin sentencia. Este anteproyecto, en contra de lo establecido en el artículo 20.5 de la Constitución, pone en manos de un órgano no judicial – un organismo dependiente del ministerio de Cultura -, la potestad de impedir a los ciudadanos españoles el acceso a cualquier página web.

3.- La nueva legislación creará inseguridad jurídica en todo el sector tecnológico español, perjudicando uno de los pocos campos de desarrollo y futuro de nuestra economía, entorpeciendo la creación de empresas, introduciendo trabas a la libre competencia y ralentizando su proyección internacional.

4.- La nueva legislación propuesta amenaza a los nuevos creadores y entorpece la creación cultural. Con Internet y los sucesivos avances tecnológicos se ha democratizado extraordinariamente la creación y emisión de contenidos de todo tipo, que ya no provienen prevalentemente de las industrias culturales tradicionales, sino de multitud de fuentes diferentes.

5.- Los autores, como todos los trabajadores, tienen derecho a vivir de su trabajo con nuevas ideas creativas, modelos de negocio y actividades asociadas a sus creaciones. Intentar sostener con cambios legislativos a una industria obsoleta que no sabe adaptarse a este nuevo entorno no es ni justo ni realista. Si su modelo de negocio se basaba en el control de las copias de las obras y en Internet no es posible sin vulnerar derechos fundamentales, deberían buscar otro modelo.

6.- Consideramos que las industrias culturales necesitan para sobrevivir alternativas modernas, eficaces, creíbles y asequibles y que se adecuen a los nuevos usos sociales, en lugar de limitaciones tan desproporcionadas como ineficaces para el fin que dicen perseguir.

7.- Internet debe funcionar de forma libre y sin interferencias políticas auspiciadas por sectores que pretenden perpetuar obsoletos modelos de negocio e imposibilitar que el saber humano siga siendo libre.

8.- Exigimos que el Gobierno garantice por ley la neutralidad de la Red en España, ante cualquier presión que pueda producirse, como marco para el desarrollo de una economía sostenible y realista de cara al futuro.

9.- Proponemos una verdadera reforma del derecho de propiedad intelectual orientada a su fin: devolver a la sociedad el conocimiento, promover el dominio público y limitar los abusos de las entidades gestoras.

10.- En democracia las leyes y sus modificaciones deben aprobarse tras el oportuno debate público y habiendo consultado previamente a todas las partes implicadas. No es de recibo que se realicen cambios legislativos que afectan a derechos fundamentales en una ley no orgánica y que versa sobre otra materia.

Este manifiesto, elaborado de forma conjunta por varios autores, es de todos y de ninguno. Si quieres sumarte a él, difúndelo por Internet.