Sobre el servicio postventa de Acer, 1 año y medio después


Estoy preparando la segunda parte del artículo sobre las marcas de informática que no deberías comprar para publicarlo dentro de poco. En aquel post nos centramos en Acer y explicábamos por qué intentábamos huir de ella. Desgraciadamente siempre hay clientes que han visto la máquina en algún otro sitio o han oído buenas referencias de conocidos y nos piden esa marca concreta, y es difícil escapar. Como es de justicia, y dado el tiempo que ha pasado desde la aquella entrada, he de decir que en este tiempo hemos tenido que usar el SAT de Acer en alguna ocasión y las cosas parece que han mejorado un poco: de momento tengo la intuición (y también he oído rumores) de que han cambiado de empresa de reparaciones, al menos cuando hablas con ellos parece que saben un poco de qué va el tema. Mira qué bien: ya nos entendemos por teléfono, algo es algo, pero los plazos de reparación siguen siendo abusivamente largos.

El último caso que nos ocurrió fue con un portátil, concretamente un TravelMate 5720 C el cual vino con la batería rota. El portátil funcionaba mientras lo tuvieras conectado a la red eléctrica, pero cuando le quitábamos el transformador se apagaba. Llamamos y el que nos atendió nos dijo que lo más probable es que fuera la batería, y nos indicó el proceso a realizar (empaquetar la batería, poner los datos en el paquete y llamar al transportista para que viniera a recogerlo). Pues bien, desde que se lo llevaron hasta que nos llegó la nueva batería pasaron unos 20 días (día arriba día abajo). Este tiempo de espera me parece inaceptable en este caso, otra cosa es que la avería fuera más difícil y tuvieran que hacer pruebas al portátil entero, pero probar una batería, ver que no funciona y enviar una nueva no tendría que suponer más de 7 días de demora. Por supuesto, al cliente no le hicimos esperar y le tuvimos que conseguir otra máquina nueva, otra vez nos tocó pagar y llorar.

Por otra parte imaginemos que al final el problema no estuviera en la batería. A los 20 días antedichos habría que sumar que nos pedirían que enviáramos el portátil después de comprobar que ahí no estaba el fallo, con lo que se sumarían unos 20 días más. Y zas!!!, ya nos hemos plantado en casi un mes y medio para una reparación. Y rezando para que vaya todo bien y no te venga con algún error en otro sitio.

Ha pasado un año y medio desde que escribimos sobre esto, y es lamentable ver que en todo este tiempo las cosas no han mejorado como deberían.

Acerca del autor Ver todos los posts Web del autor

Juanjo

Me llamo Juanjo y en un sucinto resumen se podría decir que soy un informático adicto a las series, el cine y la lectura, además de apasionado por los ordenadores, móviles, gadgets, internet, videojuegos… lo que viene a ser un geek ;).

  • Pingback: Otra sobre el "buen" servicio técnico de Acer()

  • Te puedo confirmar, que de medio año a esta parte, el servicio técnico de Acer no parece el mismo. Nosotros tenemos equipos que han tardado solo una semana en devolverlo (enviarlos un lunes y volver un viernes) además de que nos ha reparado cosas que ni pedíamos; portátiles con la carcasa echa polvo del uso, pero con el disco duro roto, pues nos han cambiado la carcasa sin pedirlo.
    Estuvimos unos meses sin vender Acer, y ahora hemos vuelto.

  • Hola tendero, encantado de verte por estos lares, muchas gracias por tu participación. Veo que vosotros estáis teniendo más suerte con el SAT de Acer, sinceramente me ha sorprendido eso de que os cambiaran una carcasa “porque sí”. Si en nuestras incidencias me trataran así (una semana para arreglar un portátil es un plazo correctísimo, y no hablemos ya de lo de cambiar la carcasa sin pedirlo y gratuitamente) te aseguro que vendería Acer muy a gusto. Al fin y al cabo los “tenderos” lo que queremos es vender productos que sepamos que no nos van a dar problemas postventa, como sabes los márgenes son tan ajustados que cuando una marca empieza a dar pegas en el SAT al final te puedes encontrar con que pierdes dinero con las ventas (si contamos el tiempo que tenemos que perder para arreglar el asunto al cliente).

    Bueno, sinceramente espero no tener que probar el SAT de Acer porque querrá decir que no tengo incidencias, aunque como sé que eso es imposible (simple estadística) espero que cuando lo tenga que usar nos traten igual que a vosotros. ¿No será que tenéis algún enchufillo por ahí? 😉